EL LÍMITE SUTIL

Sutil, imperceptible, el límite sutil, que casi no se nota, pero que se siente en el estómago.

Sutil, imperceptible…

Y cuando te das cuenta, lo sabes y lo sientes, se percata tu alma.

Disfraces y sonrisas, palabras amistosas, se clavan como espadas en tu aura inmaculada.

Sutil, imperceptible, hermosas, puras, mágicas. Las mentiras asoman, piadosas entre las ensaladas.

Se comen sin patatas, sin trampas y sin máscaras. Las caras se descubren cuando ves con el alma.

Descubres las sutiles lindezas, las traiciones, las falsas vanidades, los miedos, las frustraciones.

El baile de las máscaras, las cursis inocencias, humildades egoicas, tonterías perversas.

Sutil e imperceptible, es el ego cobarde que juega a hacerse el guapo entre copas y sables.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s