TODOS SOMOS NECESARIOS

No menosprecies a nadie, todos somos necesarios, desde el niño hasta el viejito todos pueden enseñarte.

Cada uno con su historia que no es tan distinta a la tuya, cada cual con su memoria, cada uno es un testigo.

Todos somos necesarios pero nadie imprescindible. Somos una tribu humana que cada día es más libre.

Y ya no habrá vuelta atrás, ya el pescado está vendido. Abróchate el cinturón, ¡ven! salta conmigo al vacío.

Nos esperan grandes retos, impensables desafíos, nos espera la esperanza del final de este martirio.

Todos somos necesarios, aquel, este, yo… también tú, amigo. Cálzate bien los zapatos, acomoda tu vestido, te necesitamos sano y fuerte y bien erguido.

Todos somos necesarios y hará falta hasta el más nimio para repartir abrazos y sembrar amor infinito.

Saldremos de ésta, almas bellas, seres puros, cristalinos, todos somos necesarios y tú eres el destino.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s