EL PARÉNTESIS DEL SER

IMG_20150808_141425

María Elena no recordaba nada. María Elena no oía, ni veía nada. No hablaba. Miraba sin ver, era sin ser y estaba sin sentir. Pura materia, densidad, un cuerpo casi inerte que a duras penas respiraba.

Sus hijos y nietos, sus amigos, su familia toda intentaba ofrecerle estímulos a los que María Elena no reaccionaba. La tocaban, le hablaban, la acariciaban, intentaban alimentarla, pero María Elena había dejado de comer. Había dejado de hablar, de ver, de oír, de sentir… ¿De sufrir? ¿De  pensar? ¿De  soñar? ¿De imaginar?

¿Qué significa sufrir? ¿Tener dolor? No tenía dolor María Elena. ¡Un alivio! ¿No sufría, pues?

La eterna discusión acerca de la dualidad cuerpo-mente o alma o espíritu o como queramos llamar a lo no tangible.

Es fácil etiquetar lo tangible: mesa, cama, casa, coche, cuerpo, gato, billete, pan…pero…¿y lo que no podemos tocar, ni ver, ni comer, ni acariciar?…¿Existe? ¿ES? ¿Dónde está? ¿Cómo lo clasificamos? ¿Cómo lo etiquetamos? Nos gusta hacer inventarios…pero  ¿cómo se puede hacer una lista de cosas intangibles, invisibles, inaudibles? ¿Cómo se etiquetan los sueños, las emociones, las sensaciones?

El cerebro es nuestro órgano menos conocido y estudiado, pero también lo es el corazón. El corazón no es sólo un músculo perfecto que bombea nuestra sangre y le proporciona oxígeno al cerebro. El corazón es el motor de la vida, si se para, dejamos de vivir. Perogrullada. ¿Cuántos latidos emite nuestro corazón durante una vida de 90 años? Nuestro corazón se cansa, late, se emociona, se enfada, se ríe, llora…pero no lo vemos! ¿Dónde queda entonces el ‘pienso, luego existo’, o el ‘si no lo veo no lo creo’? ¿No sería mejor decir, SIENTO luego SOY? ¿AMO luego VIVO? ¿RESPIRO luego TENGO CONCIENCIA?

María Elena estaba viviendo el paréntesis del ser, estaba en un lugar ignoto, donde sólo ERA. Había vuelto al origen. Había re-nacido. ‘ERA’ y esa condición era suficiente, valga el juego de palabras. SER sin más, sin menos, todo y nada, lleno y vacío al mismo tiempo, mañana, ayer y hoy en la misma línea temporal. Tiempo sin espacio y espacio sin tiempo. Una línea infinita que a la vez es un círculo y un cuadrado. María Elena podía experimentar el infinito.

Había cesado el ruido, el vacío lo ocupaba todo y volaba por encima de las cabezas de sus hijos y nietos como un águila lo hace por encima de las montañas, libre y poderosa.

Hacía un segundo que acababa de nacer pero había cumplido sesenta años. Una yaya adolescente que no se reconocía ni como lo uno ni como lo otro. ¡Qué enredo es eso del tiempo! ¿Para qué contar y acumular años y más años, cuando siempre estamos moviéndonos en círculo? ¡Qué vanidad! Cuánto orgullo! ¡Qué ridículo!

Por un instante María Elena había conocido la Verdad y se sentía agradecida y en paz. Todo tenía sentido. El sinsentido de su vida había cobrado sentido. Sentido. Sentir. Ser.

Hacía días que no comía, pero no lo necesitaba. Sus necesidades fisiológicas habían dejado de ser necesarias y su cuerpo fluía y se recargaba de energía sin esfuerzo alguno, sin comida, sin bebida, sin sueño…

Nadie comprendía qué le había sucedido a María Elena. Pero no importaba. Porque su aliento vital lo ocupaba todo y transmitía la paz necesaria para no perder los nervios y dejarla Ser, sin Estar.

El despropósito de llamar a los médicos, de correr y perder los nervios, todo el protocolo de la enfermedad había desaparecido. No había enferma, ni enfermedad. Todos lo sabían. La familia lo respetaba.

Se habían unificado y, todos, cual plancton del océano, nadaban en la misma dirección.

El paréntesis del Ser había obrado el milagro.

 

IMG_20160901_132236

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s