GUSTO DE MIRARNOS

Señorita linda fue un gusto mirarnos después de las idas y de las venidas.

Me encantó encontrarte en la noche tibia, llena de esperanzas, llena de alegrías.

Señorita hermosa, me gustó mirarte después de los años, te conservas bella.

Te gusta lucirte, eres presumida, ¡señorita linda, señorita hermosa!

Pasaron los años por todos tus poros, se hicieron de oro tus rizos dorados, tu dulce silueta se tiñó de olvido…señorita bella, así es el destino.

Señorita hermosa, de ojitos brillantes, de piel de amapola y dulce semblante…recuerda que el tiempo borrará tu cara, señorita tierna, esa es la putada.

Nada de lo que hagas podrá resarcirte de tus noches largas y tus días tristes… Señorita hermosa, vuelve tu mirada hacia aquella rosa que envuelve tu cara, que te dice «hermosa: tuyo es el destino, señorita tierna sigue tu camino».

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s