INTENTANDO ENCAJAR

Y te pasas la vida intentando encajar, en una família, en un cole, en un trabajo, en cualquier lugar.

Quieres encajar con tu novio, con tus amigos, con tus hijos.

Pero nunca acabas de encajar porque con quién no encajas es contigo.

Y todos nos damos de bruces con nuestras contradicciones, y como autos de choque nos vamos dando hostiones…

Y cada uno busca su espacio, y va haciéndose sitio, pero inevitablemente fastidias al vecino.

Vamos dando bandazos, codazos, empujones…

Vamos dando trompazos, nos damos bofetones…

Todos nos sentimos heridos y merecedores, de toda la atención, de todos los honores.

¡Cuánto hemos de aprender¡ ¡Qué burdos!¡Qué insensatos! Aprender a callar y escuchar sería el trato.

Pasar inadvertidos, volvernos transparentes, con la boca cerrada y apretados los dientes.

Y que tu ejemplo fuera la guía de tu vida, que tus palabras fueran sabias, pocas, concisas.

Que tus actos estén acordes con tu vida, y que tus pensamientos no te amarguen los días.

¡Somos tan imperfectos! ¡Somos tan demandantes! Adultos inocentes, huérfanos de caricias, de abrazos y de amores.

Intentando encajar, queriendo ser perfectos, necesarios, magníficos, imprescindibles, únicos…no perdamos el tiempo. Encaja con tu esencia, con tu alma y tu cuerpo, encaja antes contigo, antes de que estés muerto.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s