DESPEDIDA Y CIERRE

¡Qué maravillosa aventura es la vida!

Llegamos desde las estrellas y nos tuvimos que despedir de nuestro hogar, de la casa del Padre, y escogimos a los padres terrenales que nos acompañarían en nuestro inicio del viaje de la vida.

Y la primera despedida no se hizo esperar: después de 9 maravillosos meses nos despedimos del útero materno que, amorosamente (en la mayoría de los casos), nos abrazó, alimentó y acarició.

Esa fue una despedida cruel que nos abriría las puertas a la vida en su esplendor y crudeza en la misma proporción.

Experimentar la vida es un regalo lleno de sorpresas. Lleno de despedidas y de aventuras nuevas que acostumbran a asustar por lo desconocido, pero que nos abren un infinito mundo de posibilidades.

Y empezamos a navegar por los mares de la vida. Mares en calma, mares agitados, mares con olas imposibles, mares transparentes y llenos de peces de colores y mares con tiburones de los que tenemos que escapar.

Oh¡! La vida….

¡Qué maravillosa experiencia!

¡Cuantas despedidas! Cuántos encuentros! Cuántas aventuras!

Aprendamos a despedirnos de la vida, algún día, cuando nos toque, todos lo haremos y sería bueno que fuera una despedida dulce, amorosa, agradecida.

La meta es el camino, disfrutemos pues de él y vivamos con alegría.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s